Desafíos del sector de la construcción para el 2022

Por Arturo Rocha
Desafíos del sector de la construcción para el 2022

Pese a que poco a poco ha logrado restablecerse, el 2022 será un año que representará grandes desafíos y oportunidades para la industria de la construcción en el país, debido al panorama socioeconómico actual.

Por ello, Grupo CCIMA, consorcio mexicano de empresas de construcción e inmobiliaria, nos comparte algunos de los más grandes obstáculos para el próximo año en el sector, sin dejar de lado el panorama de crecimiento que brinda un respiro a la industria.


Te invitamos a leer:

Instalaciones, sustentabilidad y sedes en los juegos olímpicos

La mejor información corporativa en la Revista Contacto de Union Empresarial


De acuerdo a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, el 2019 la industria tuvo una caída de un 5.1%. Para 2020 se esperaba un crecimiento del +1.1%, esto se había estimado debido al desarrollo previsto que disponía el actual gobierno mexicano, en proyectos de vías férreas, aeropuertos y puertos, pero, aún en 2021 no ha logrado recuperarse y crecer como se tenía previsto, debido a diversos factores.

Algunos de los desafíos ante los que se enfrentan las empresas de construcción es el alza en los precios de los materiales e insumos, por ejemplo, el precio del acero que ha aumentado un 40% o el alza del 12% en los costos de insumos como el cemento, el concreto, el yeso y el PVC, lo que impacta de forma sustancial los precios finales de la construcción.

En el caso de Grupo CCIMA, “el impacto en los costos en los cuatro parques Industriales que se construyen alrededor del país, podría ser de hasta 30%, ya que más del 50 por ciento de la inversión total de una nave se concentra en el acero por las estructuras, cimentación, cubiertas y muros”, explica el Ing. Ricardo Medina, CEO del grupo inmobiliario.

Y pese a que los precios son algo que no puede ser controlado por la industria de la construcción, sí debe ponérsele mucha atención para los siguientes meses, ya que estos parámetros económicos definirán el cómo las empresas constructoras desarrollan sus planes de negocio para el 2022.

Por otro lado, gracias a los avances en la vacunación , se augura que en el próximo año también se registre un crecimiento considerable que supere los obstáculos pandémicos.

También habría crecimiento

De acuerdo con Business Monitor Internacional (BMI), se espera para el próximo año un crecimiento del 1.9% en Latinoamérica en el sector de la construcción, ya que pese a los desafíos actuales, los gobiernos de Brasil, México, Colombia, Paraguay y Costa Rica realizarían enormes incrementos en el gasto de este rubro, a fin de mejorar la infraestructura e impulsar el crecimiento. Por lo que según datos de BMI, se generarían 26 500 millones de dólares en inversiones entre 2021 y 2022.

Por su parte, la plataforma informativa Datoz, indica que el mercado inmobiliario industrial tuvo un incremento del 1.05% en el primer trimestre de 2021 en comparación con 2020 y pronostica que para el segundo semestre de este año se sumen cerca de 230 mil metros cuadrados, mientras que la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), pronostica que la construcción y la remodelación inmobiliaria aumentará un 25%, impulsando el crecimiento general de la industria en un 5% este 2021.

Finalmente, de acuerdo a la fábrica de materiales de construcción USG Corporation, se incrementará entre un 10% y 15% la construcción de vivienda residencial, representando una mejora notable en el sector.

“Como líderes del sector, habrá varias áreas de oportunidad que podremos aprovechar desde ahora y en el año siguiente para mejorar el panorama actual, mejorar la economía del país y generar más fuentes de empleo para los mexicanos con obras que cumplan las demandas actuales y los más altos estándares de calidad”, finalizó el CEO de Grupo CCIMA.

Otras publicaciones

Deje un comentario